Acuarela con Imaginación

El mes pasado tuve el placer de impartir en el taller de La Platanera, en A illa de Arousa, el primer curso de “Acuarela con Imaginación”.

Esa era una de las máximas del taller. Esa y la de que el miedo se quedase a la puerta. Fue un día muy especial y una experiencia muy positiva.

¿Cuál era mi objetivo? Reconectar con la imaginación y la creatividad.

Una parte inicial consistió en pintar y conocer los colores jugando – jugar es un asunto muy serio -.  Después, lo más importante para mí, era que los asistentes empezasen o volviesen a crear desde dentro.

Sin fotos, sin modelos, sin poder copiar o guiarse por nada más que la intuición.

El día se nos pasó volando. El curso empezó a las once, para dar margen de llegada y poder desayunar con calma.  Comenzó con una presentación general y unos ejercicios. Trabajamos la importancia de conocer el color y los materiales, de pintar desde el corazón, de pintar sin miedo, y por último trabajamos la ventaja de la improvisación.

Sin darnos cuenta ya eran las tres y estábamos comiendo bocadillos de pulpo y calamares en unas piedras mirando al mar y en Febrero (!).

Con toda la información y un día así de inspirador, solo quedaba volver al taller a ponerlo todo en práctica en papeles de un formato más grande.

Me quedé impresionada con algunos de los trabajos. Algunas alumnas no habían pintado desde el colegio, otras estaban en una época sin inspiración. Potenciar el valor de la idea frente a una técnica perfecta, en mi opinión es muy válida, porque lo segundo te lo da el trabajo. En cambio hay muchos artistas técnicamente perfectos que no dicen absolutamente nada.

Agradezco mucho a todas su buena actitud y colaboración. Me quedé encantada con la calidad de los resultados. Muchas gracias también a Andrea, genial anfitriona y creadora de un proyecto tan especial como es La Platanera.

 

Tengo muy claro que la unión hace la fuerza. Fue un día redondo.

Fotografías: María Castelo, Catalina Rodríguez

Y muchas gracias a todas las artistas que tuve de alumnas por los emails que recibí desde entonces agradeciendo la clase, la inspiración y el espíritu. Es muy emocionante!! y poder ver lo que seguís haciendo y practicando, más.

Realmente me gusta lo que hago y enseñarlo también, así que experiencias como las de ese día me dan mucha fuerza para seguir trabajando.

 

Planeando ya una nueva edición para después del verano.

¡Larga vida a la Platanera!

SI QUERÉIS SABER MÁS SOBRE EL TALLER, AQUÍ ESTÁ CONTADO POR ANDREA SU GRAN DUEÑA,

 

MUCHAS GRACIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies